El Servicio Integral de Atención a Personas Privadas de Libertad (SNAI) aclaró esta tarde que el exvicepresidente Jorge Glas Espinel permanece en observación en el centro de privación de libertad de Latacunga.

Jorge Glas estaría siendo monitoreado médicamente ante la posibilidad de que haya contraído COVID-19 en el Centro de Rehabilitación Social (CRS) Sierra Norte Cotopaxi, en Latacunga, en el que se encuentra cumpliendo tres penas por delitos relacionados a actos de corrupción.

Desde el Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de la Libertad y a Adolescentes Infractores (Snai) se ha indicado que personal del Ministerio de Salud Pública que permanece en el CRS, están actuando con Glas de acuerdo a los lineamientos de prevención del virus de COVID-19 y el privado de libertad sería monitoreado permanentemente.

«Se encuentra actualmente en el Centro de Privación de Libertad Cotopaxi N°1 monitoreado permanentemente por personal del Ministerio de Salud», detalló la entidad penitenciaria.

Ante rumores de que el hombre fuerte de los Sectores Estratégicos del gobierno de Rafael Correa habría sido trasladado a una casa de salud en Quito, debido a su situación médica, el Snai confirmó que Glas se encuentra en el CRS de Cotopaxi y hasta el momento no ha sido llevado a casa de salud alguna.

El abogado de Glas, Harrison Salcedo, aseguró que su defendido ha dado positivo para COVID-19 y anunció que dará una rueda de prensa para dar a conocer la real situación médica del exmandatario y cuáles serán las acciones que se tomarán al respecto.

Jorge Glas mantiene dos sentencias en firme: por el delito de asociación ilícita relacionado a Odebrecht, de seis años de prisión, y por cohecho pasivo agravado en el caso Sobornos 2012-2016, de ocho años de cárcel; y una sentencia de primera instancia de ocho años de cárcel por el delito de peculado que habría ocurrido en la negociación para la entrega del campo petrolero Singue.

El exvicepresidente se mantiene en el CRS de Cotopaxi desde el 2018 e inicialmente guardó prisión, desde octubre de 2017, en la conocida como Cárcel 4, al norte de Quito. (eluniverso.com)