Los allanamientos ejecutados en la Penitenciaría del Litoral y en la cárcel de mujeres, ambas ubicadas en la vía a Daule, en la ciudad de Guayaquil, dejan como resultado la confiscación de 168 armas blancas, ocho armas de fuego, 154 celulares, casi mil dosis de droga y ocho artefactos explosivos.

Así lo anunció la Policía Nacional en su cuenta de Twitter, en donde además informó que se decomisaron 575 municiones.

Entre las armas descubiertas, hay dos fusiles que tienen un alcance de hasta 700 metros. Según los agentes de la Policía Nacional, con un solo disparo los delincuentes podían asesinar hasta cinco personas.

Además, en uno de los 12 pabellones que tiene el Centro de Privación de Libertad Varones Guayas N. 1 (nombre oficial de la Penitenciaría del Litoral), los uniformados encontraron un taller para elaborar armas artesanales.

Asimismo, se descubrió que los presos tenían un sistema de monitoreo en cada pabellón. Habían construido garitas desde donde asesinaban a los integrantes de las organizaciones enemigas o alertaban sobre la llegada de la Policía.

“Planificamos un mega operativo con la participación de 1.500 servidores policiales. Por primera vez se interviene en los 12 pabellones con la finalidad de ubicar los objetos prohibidos, sobre todo las armas de fuego», indicó la comandante general de la Policía Nacional, Tannya Varela, quien lideró estos allanamientos.

“En lámparas de la parte superior de las paredes encontramos las armas”, acotó Varela.

La acción policial en la Penitenciaría del Litoral ocurre tres días después del más reciente hecho violento que dejó dos muertos.

Unos 500 militares también participaron en el operativo de este miércoles. Ellos resguardaban los exteriores de la cárcel mientras un helicóptero sobrevolaba la zona.

«La Peni», como también se conoce a este centro de privación de libertad, alberga a 10.000 presos, aunque su capacidad es para 5.000. En esta prisión se encuentran recluidos integrantes de las bandas: Los Lagartos, Los Choneros, Los Lobos, entre otras, lo que la convierte en una de las prisiones más peligrosa de Ecuador.

Finalizado el operativo, un grupo táctico de la Policía Nacional permanecerá dentro de la Penitenceria del Litoral.

– La peor masacre en las cárceles de Ecuador –

El 23 de febrero, «La Peni» fue una de las cuatro prisiones del país en donde se registró la peor masacre en la historia del sistema penitenciario.

Hubo 79 reos asesinados. Solo en el Centro de Privación de Libertad Varones Guayas N. 1 murieron seis presos.

En tanto que, a finales de abril, otros cinco privados de libertad fueron asesinados durante un amotinamiento.